En Catedral inició proceso de beatificación y canonización de tres entrerrianos

En Catedral inició proceso de beatificación y canonización de tres entrerrianos

Comenzó este martes por la tarde en la Catedral de Paraná la apertura de la fase diocesana de las causas de beatificación y canonización de tres laicos de la arquidiócesis local. Se trata de los Siervos de Dios Carlos Yaryez, Víctor Schiavoni y María Cruz López. Un rasgo común los une: los tres murieron de leucemia.

 

 

La celebración fue presidida por el arzobispo Juan Alberto Puiggari. En diálogo dijo que “es muy importante y tenemos una enorme alegría. Coincide que son tres jóvenes que en su juventud plena fueron capaces de entregar su vida con alegría para ayudar a otros. Los grandes responsables son los padres, porque Dios saca santos de familias santas”.

 

El santo es un ejemplo, es un modelo. Son cuestiones que hay que probarlas, se ha trabajado mucho. Ahora viene la parte histórica, que tiene la vida de estos tres jóvenes ubicada en el tiempo. Luego cada causa tiene unos 40 o 50 testigos que dan cuenta de todo”, explicó.

 

 

Cabe recordar que el 25 de agosto de 2022 la Arquidiócesis de la capital entrerriana había presentado el pedido para iniciar el proceso de beatificación. Finalmente, el 8 de mayo de 2023 se conoció la noticia de que se comenzaría con el mismo pudo saber EntreRíosYA de lo informado por Elonce.

 

 

Carlos Rodolfo Yaryez

 

Carlos Rodolfo Yaryez fue un joven “enamorado de Jesús que, de la mano de María, quiso ser coherente con el mensaje del Señor”, indican sus familiares.

Comenzó a caminar en la fe con grupos de jóvenes que profundizaban en el estudio de la Doctrina Social de la Iglesia y participaban en retiros espirituales ignacianos. Luego fue cimentando su pertenencia eclesial desde la Acción Católica, la cual lo formó tanto doctrinal como espiritualmente.

Tenía novia, estudiaba Ingeniería Electromecánica y vivía con intensidad la amistad. Su novia Sandra aseguraba que “lo cotidiano lo vivía en una forma extraordinaria porque lo vivía de la mano de Dios”.

Uno de sus amigos, Juan Pablo, recuerda que “él siempre estaba atento a quién necesitaba alguna palabra o compartir una oración en ese momento. Hacía su apostolado de esa manera.”

En plena juventud, lleno de proyectos y esperanza para su vida que estaba comenzando, le diagnostican leucemia. “Carlos vivió su enfermedad de una forma de entrega total a la voluntad de Dios”, expresó su novia.

Desde la Acción Católica, describen a Yaryez, fallecido en 1990, como “un cristiano de ardiente caridad, inquebrantable esperanza e irradiante fe que provocaba que todo aquel que pasaba a su lado se sentía tocado por ella”.

 

 

“Siempre tuvo fuerza, coraje y espiritualidad”, dijo su papá

El papá de Carlos expresó: “Estoy muy conmovido de vivir estos instantes inesperados en la vida. Fue un chico que siempre tuvo fuerza, coraje, espiritualidad”.

“Ojalá que Carlitos ya esté haciendo milagros y ojalá que este camino que se inicia llegue a buen término. Los que lo conocimos deseamos que llegue a buen término, junto con los otros chicos que fueron parecidos a él en el accionar personal”, agregó.

 

 

Victor Schiavoni

Victor Schiavoni, hijo de ladrillero, tenía tres hermanos que viven en Río Grande, Tierra del Fuego, y una hermana que permanece en Entre Ríos. Fue un chico de asistencia casi perfecta a la iglesia. Nació en la zona rural de Lucas González, pero asistió a la primaria en el Colegio Castro Barros San José de las Hermanas Terciarias Misioneras Franciscanas.

A los 14 años quiso mudarse a Paraná, donde completó el secundario como pupilo en el Seminario Nuestra Señora del Cenáculo, en la zona del Brete: estuvo en el “Menor”, como se lo conoció. No llegó a completar los estudios en el Seminario Mayor y a ordenarse sacerdote.

Murió el 7 de septiembre de 1995, cuando tenía 17 años. Una leucemia acabó con su vida en cuatro meses: le habían detectado la enfermedad en mayo de 1995. Esos meses estuvo prácticamente aislado en una habitación del Seminario a la que tenían acceso sólo un puñado de sacerdotes.

Entonces había empezado una rara devoción por él: los religiosos creían en la existencia de un halo de santidad en Víctor. Lo decían por el modo cómo sobrellevó la enfermedad.

“Era un chico bueno, muy de la casa, de ir a misa, nada más. Los sacerdotes dicen que hubo algo especial, porque él aceptó de buena manera la enfermedad y que nunca se quejó”, indican familiares. Destacan que “la manera en que asumió la voluntad de Dios fue heroica, viviendo el sufrimiento con gran alegría, habiendo descubierto su sentido redentor. Las sesiones de rayos lo dejaban realmente molido, hasta ni podía sostenerse en pie, pero él lo vivió todo sin quejarse.

 

 

María Cruz López

María Cruz López, fue servidora de Acción Católica en la parroquia San José Obrero, hasta que la leucemia terminó con su vida en 2006.

Evangelina Blanco, amiga, dijo que “para todos los que la conocimos, fue una persona muy llena de Dios y especial, todos notábamos eso en ella y el cómo se despidió María de nosotros fue algo que nos llenó muchísimo de Dios también”.

Contó que, luego de la partida de López, ella y un grupo de amigos decidieron comenzar a escribir su testimonio para difundirlo a otros jóvenes y mostrar cómo es posible vivir la fe hoy en día, siendo joven y enfrentando los desafíos que la vida te presenta. “Iniciamos nuestro camino y luego de las idas y vueltas de la vida y los planes de Dios, terminamos presentando al obispo todo lo que habíamos investigado, que fue algo que nos sorprendió, acerca de su vida y todo su crecimiento”, detalló Blanco.

La amiga de María Cruz López recordó que ambas se conocieron en la Acción Católica de San José Obrero, donde López era la delegada de los aspirantes más chiquitos. “Era una delegada muy dulce, los buscaba casa por casa a los chicos, antes de ir a las reuniones, le hacía tarjetitas a mano. Era una persona muy dedicada y comprometida”, dijo pudo saber EntreRíosYA de lo informado por Elonce.

 

DEJÁ TU COMENTARIO: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad legal de sus autores.

EntreRíosYA

Agenda de partidos con los torneos más relevantes