Cuba acordó con empresa francesa la llegada de un cable que mejorará internet

Dic 8, 2022

El Gobierno de Cuba y la empresa francesa Orange SA firmaron un acuerdo por el que la isla quedará conectada en 2023 a un cable submarino desplegado por la firma desde Martinica, lo que permitirá a La Habana «ampliar» su internet de banda ancha.

El entendimiento con Orange, que tiene sede en París, «permitirá ampliar y diversificar las capacidades internacionales ante la creciente demanda de servicios de conexión a internet y de banda ancha», señaló la empresa cubana estatal de comunicaciones Etecsa.

«Se trata de un sistema de cable submarino desplegado por Orange, a través su filial Orange Marine, que conectará a la isla de Martinica (territorio francés de ultramar), con la provincia de Cienfuegos (centro), y cuya capacidad permitirá a Etecsa apoyar su expansión internacional», añadió la telefónica cubana en el texto, publicado en su sitio y citado por la agencia AFP.

Precisó que «la estructura física del cable estará lista para el 2023», dotando a Cuba «de una nueva ruta para servicios internacionales» y «diversificando geográficamente la conectividad actual».

El anuncio se da una semana después de que el Comité para la Evaluación de la Participación Extranjera en telecomunicaciones de Estados Unidos recomendó rechazar la solicitud de dos empresas para conectar directamente a Estados Unidos con Cuba a través de un cable submarino, alegando razones de seguridad nacional.

Esta decisión fue criticada por el gobierno de Cuba.

El proyecto de las empresas ARCOS-1 USA Inc. y A.SurNet Inc. pretendía agregar un segmento al sistema ARCOS-1 conectado directamente a Estados Unidos a través de un nuevo punto de aterrizaje de cable en Cojímar, en el este de La Habana.