Un kiosquero mató a su cliente porque había hecho asado con una vaca de su padre

Mar 19, 2022

Un llamativo caso impacta a la localidad de Campo Gallo, en Santiago del Estero, donde un kiosquero fue detenido acusado de asesinar a un histórico cliente de su negocio por haberle robado el ganado a su papá y usarlo para comer.

El hecho sucedió durante la noche del pasado 11 de marzo cuando la víctima, identificada como «Vicon» Martínez de 54 años se había reunido junto a algunos amigos para tomar cerveza en las inmediaciones del local de Mario Tévez. Del encuentro también participaba Osvaldo Tévez, hermano del dueño del kiosco.

Según informaron fuentes oficiales al diario local El Liberal, el conflicto se habría desencadenado cuando Mario le reprochó a Martínez haberle robado una vaca a su papá para matarla y luego comerla, un hecho que lo había enfurecido.

Fue entonces cuando comenzó una fuerte discusión que rápidamente se transformó en una pelea en la cual el comerciante le habría pegado dos trompadas al señor que, por el impacto de las mismas, quedó tendido en el suelo y sin reacción.

Al día siguiente, el cuerpo del hombre fue hallado sin vida por autoridades policiales a 20 metros del lugar de los hechos -el kiosco-, a donde había sido arrastrado luego de la brutal golpiza.

En este sentido, entre los datos revelados de la causa, los investigadores afirmaron que Mario Tévez había manifestado previamente junto al resto del grupo su bronca por el robo del ganado y la utilización que este le dio.

Desde el medio santiagueño Contexto aseguraron que, en una de las conversaciones que el acusado habría mantenido con el resto de los presentes, Tévez dijo: «A este lo voy a hacer cagar. Se comió una tamberita de mi papá», en referencia a Martínez.

Por este motivo, en las últimas horas el kiosquero fue detenido acusado de «homicidio agravado por concurso premeditado de dos o más personas», causa que lleva adelante la fiscal Carla León.

Junto a él, arrestaron a Oscar Navarro, José Luis Gorosito y Osvaldo Tévez, el resto de los testigos del hecho de quienes sospechan que hayan colaborado al momento de arrastrar el cuerpo hacia el lugar donde fue hallado.