La Vicepresidenta pidió un «gran acuerdo de todas las fuerzas políticas»

    Jul 2, 2022

    La vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner pidió un «gran acuerdo de todas las fuerzas políticas» para la recuperación salarial de los argentinos y terminar con la inflación y dijo que «es hora» de «convocar al resto de la sociedad» para hacer «algo diferente, porque hacer lo mismo, no va más».

    «El mejor homenaje que podemos hacer a Perón es ver lo que hizo y tratar de acercar el bochín», expresó la Vicepresidenta al encabezar este sábado en la ciudad bonaerense de Ensenada un homenaje al expresidente Juan Domingo Perón por el 48° aniversario de su fallecimiento.

    En esa línea, la exmandataria sostuvo que «es hora, nosotros los peronistas en nombre de los creemos, de convocar al resto de la sociedad a hacer algo diferente, porque hacer lo mismo, no va más», y manifestó que el peronismo «es un movimiento nacional y popular con alegría y ganas de celebrar la vida» y pidió un «gran acuerdo de todas las fuerzas políticas» para la recuperación salarial de los argentinos.

    Acompañada en el escenario por los intendentes de Ensenada, Mario Secco, y de Berazategui, Juan José Mussi, la Vicepresidenta recordó que Perón «llegó en 1943» y contó que «construyó el poder» al pedir «ir al Departamento Nacional del Trabajo».

    «Consigue transformarlo en Secretaría de Trabajo y Previsión. Ahí cazó la lapicera y no la largó más. Perón entró a firmar, por ejemplo, el Estatuto del Peón Rural. Se ganó el odio eterno de terratenientes en la Argentina. Fue tan atacado porque usaba la lapicera en función del pueblo, por eso lo atacaron. Por eso lo metieron preso, por eso después vinieron los bombardeos en la Plaza, el primer acto terrorista que tuvo la Argentina», repasó la vicepresidenta

     

    Por otra parte, se refirió la reciente reunión que mantuvo con integrantes de la Fundación Mediterránea, entre ellos con el economista Carlos Melconian, y afirmó que «está claro que» el economista «no piensa como yo, ni yo como él, pero me gusta escuchar a todos».

    «Sí tuvimos una coincidencia, que es en el problema de la economía bimonetaria, pero diferimos en cuento al déficit fiscal. Tenemos que empezar a discutir en serio estos temas. no hay posibilidad si no hay un gran acuerdo», indicó.

    En ese contexto, manifestó que «tenemos que encontrar un instrumento que vuelva a poner una moneda de reserva, de transición en la Argentina. Si no hacemos esto estamos sonados, venga quien venga».

    «Estas cosas son las que tenemos que discutir y charlar en la República Argentina», destacó y consideró que «tenemos que hacerlo porque la situación de la Argentina es muy grave, la de la gente, del endeudamiento», fundamentó.

    Y en ese sentido agregó: «Me voy a reunir con quien me tenga que reunir cuantas veces sea para explicar nuestros fundamentos y tratar de persuadir al otro también. No niego ni renuncio nunca a convencer».

    Sobre los planes sociales

    También recordó el discurso que ofreció días atrás en el plenario de la CTA en Avellaneda, donde pidió que el Estado audite la asistencia social para evitar la tercerización.

    «Se convirtió en un deporte nacional hacerme decir cosas que no había dicho, pero veo que en nuestra propia fuerza me quieren hacer decir cosas que no dije. Sobre las políticas sociales, hablé de que no debíamos tercerizar la política, que debíamos acabar con eso de que las altas y las bajas las decidiera cualquier dirigente barrial. El Estado debe recuperar la potestad» de administrar «las políticas sociales», subrayó.

    Y sobre las repercusiones de las palabras que pronunció en Avellaneda, la titular del Senado dijo que «se armó una competencia entre algunos para ver quiénes agraviaban, insultaban, que le queríamos sacar los planes a los pobres».

    En esa línea, señaló que «cuando llegamos al gobierno en 2003, el plan jefas y jefes, ascendía a 2.200.000 personas, cuando termina el gobierno el 9 de diciembre de 2015 solo quedada un 10 por ciento de esos planes. ¿Qué habíamos hecho? El trabajo de tantos años de cooperativas» y recordó que quien estableció «la Asignación Universal por Hijo, fuimos nosotros, hoy llega a 4.300.000 niños».

    «Creo que tenemos que empezar a discutir la necesidad de un ingreso universal básico«, resaltó ante un auditorio en el que se encontraban el diputado y presidente del PJ bonaerense, Máximo Kirchner; el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Axel Kicillof; el ministro del Interior, Eduardo de Pedro; la presidente de la Asociación Madres de Plaza de Mayo, Hebe de Bonafini; la intendenta de Quilmes, Mayra Mendoza; la senadora provincial del FdT Teresa García; el ministro de Desarrollo de la Comunidad bonaerense, Andrés Larroque; y los senadores Oscar Parrilli y Juliana Di Tullio, entre otros.

     

    En otra parte de su discurso, sostuvo que «la gran discusión que se viene en el mundo no es sobre el capitalismo, sino quién conduce el proceso» de ese sistema de producción de bienes.

    «La tercera posición, equidistante del liberalismo y del marxismo, es una construcción absolutamente superadora, presupone la existencia del Estado, del ser humano y de la sociedad organizada en pos de un objetivo común. Eso es el peronismo», remarcó.

    Al retirarse del acto, Fernández de Kirchner se detuvo para hablar a los militantes que siguieron el acto en las afueras del Polideportivo Municipal de Ensenada, donde se hizo el encuentro con el lema: «A 48 años del fallecimiento de Perón: Argentina, política y economía», y pidió que «militemos mucho con alegría».

    «Quiero dejarles mi reflexión. Allá por el 2019, hice todo lo que tenía que hacer para que el peronismo vuelva a ser gobierno, espero que quienes tienen responsabilidades más altas vuelvan a hacer lo mismo que hice entonces para que el peronismo gane en 2023″, puntualizó.

    Antes del discurso de la expresidenta, el intendente de Ensenada preguntó en su discurso: «¿Por qué tanto contra Cristina?. Porque no caben dudas que es la vanguardia de este país» y manifestó que «si hoy gobierna el peronismo es gracias a Cristina. El peronismo gobierna este país por una decisión de esta mujer. Respeto con esta mujer».

    Asimismo, interrogó en voz alta: «¿Cuál es el problema que digamos lo que piensa cada uno en un frente democrático? Los kirchneristas queremos decir lo que pensamos. Cómo no vamos a tener derecho para hablar y decir lo que sentimos si fuimos los que más luchamos para volver?» y advirtió que «el próximo año volveremos a poner un proyecto popular y nacional, lo vamos a hace unidos y organizados».

    El intendente de Berazategui, por su parte, dijo que «si hay algo que me impacta es ver cuantos jóvenes están volviendo a Perón», recordó que estuvo «60 años bregando por la unidad del peronismo» y dijo que quiere «la unidad del peronismo para no perder, yo no quiero más a los neoliberales».

     

    Fuente: Télam