“Sueños rotos” y la millonaria estafa por la que imputarán a gastronómico

    Jul 19, 2022

    Sergio Aguilar tiene que afrontar unas 25 denuncias por estafas en Paraná, de familias que contrataron y pagaron el servicio, que fueron dejadas “plantadas” por esta persona que estaba prófuga desde 2019. Este miércoles, será indagada e imputado por el fiscal de feria Santiago Brugo.

    Javier González, jefe de Delitos Económicos de la Policía de Entre Ríos, relató que en la tarde de este martes, Aguilar fue trasladado a Paraná, desde Santa Fe.

    Recordemos que el viernes pasado lo detuvieron en Santa Fe, donde había rearmado el negocio con un nombre falso y tenía más de 15 contratos hechos, aunque por ahora ninguna denuncia.

     

    Estafa económica y sentimental

    “Son unos 25 los damnificados por Aguilar. La estafa asciende a 2.230.000 pesos”, indicó el funcionario policial.

    De la misma manera expresó que “más allá de lo económico, está la estafa sentimental, sobre todo a esas chicas que llegaron acá, con lágrimas en los ojos de esa fiesta que se frustró en una noche, con una persona que no respondió a quiénes lo habían contratado y que se dio a la fuga”.

     

    Nueva empresa, nueva identidad para “seguir en el negocio”

    “Estilo Campo – Servicios de Lunch”, era el nombre de fantasía de la nueva empresa con idéntica finalidad, que Aguilar había montado en la ciudad de Santa Fe. Había alquilado una oficina en el centro y hasta había rubricado entre 15 y 20 contratos con clientes que, hasta ahora, no lo han denunciado. Esta vez, tuvo la precaución de cambiarse la identidad: ahora era Gustavo Perrén.

     

    Cuando irrumpió en el lugar, personal policial encontró folletos con los que se publicitaba para hacer servicio de lunch. Hacia contratos con sellos con ese nombre ficticio, a nombre de Perrén y firmaba.

    A las 16 horas fue trasladado desde la ciudad de Santa Fe a Paraná y permanece detenido en Alcaidía de tribunales a la espera de ser indagado por el fiscal.

    Al operativo se lo denominó “Sueños Rotos, por la gran cantidad de chicos estafados”, indicó González.

    “Se lo buscó en Córdoba, también en la localidad entrerriana de Federal donde tiene familiares, además de Paraná y finalmente se lo capturó en Santa Fe. En la vecina ciudad, una persona se alertó que estaba haciendo contratos, dio aviso y en conjunto con la policía de Santa Fe, desde el área de Investigaciones se pudo secuestrar los elementos, entre los que había 170 mil pesos en el lugar, de un contrato que se había hecho en esos momentos. Se procedió a la detención con personal de Delitos Económicos de Paraná”, manifestó asimismo.

    La causa es por “estafas reiteradas” y a consideración del jefe de Delitos Económicos, las pruebas recolectadas “son contundentes”.

     

    Fuente: Elonce