Escuela agrotécnica provee alimentos frescos y saludables a primarias de Maciá

Jun 16, 2022

La escuela agrotécnica Nº51 de Maciá, a través del proyecto Lácteos 51 por el cual, “los alumnos aprenden haciendo” provee de alimentos frescos y saludables a las primarias y al hogar de ancianos de esa localidad.

 

“Es un proyecto que nació en 2019, para lo que se habló con Comedores Escolares y en junio del año pasado, después de la pandemia, pudimos concretarlo. La finalidad es que, en el trayecto educativo de nuestros estudiantes, desde 1º a 7º, produzcan lácteos, pollos y verduras que son entregados directamente al comedor de la Agro, a las escuelas primarias de la ciudad y al hogar de ancianos”, explicó una de las docentes, Virginia Pratto.

 

 

Al fundamentar que la cadena comercial ofrece “productos totalmente frescos y sin intermediarios”, la profesora resaltó que “lo fundamental es que los chicos consumen productos frescos y saludables, sin conservantes ni adictivos”.

 

“Un alumno nos contó que su hermano consume la leche de la escuela y dice que no la cambia por nada; esos son los comentarios que nos alientan a seguir y a proyectar qué más podemos ofrecer”, remarcó y destacó que “hay más de mil niños que están consumiendo estos productos”.

 

“La leche pasteurizada es el producto más demandado porque los comedores escolares antes consumían leche en polvo la que, si bien es buena, en esos tratamientos de deshidratación, la leche pierde muchos nutrientes. Además, para las escuelas primarias es un costo mucho menor”, aclaró Pratto.

 

Por su parte, otra de las docentes, Maida Odin, explicó que el proyecto Lácteos 51 “se focaliza en lo educativo porque los chicos aprenden haciendo”. “Mientras realizan las prácticas, están siempre acompañados por docentes y en el laboratorio se realizan los análisis de acidez, PH, la composición de la leche y otros valores para mejorar los productos”, indicó.

 

Y se refirió a las “buenas prácticas de manufacturas y de higiene; y la boca de expendio es un cierre al ciclo productivo que hacen a diario porque el vender sus productos les muestra la otra cara de la realidad y los acerca a la calle”.

 

La matrícula escolar está compuesta por 380 alumnos, provenientes de las localidades de Maciá, Rosario del Tala, Mansilla, Galarza y zonas rurales como Crucecitas Séptimas y Arroyo Cle.

 

“Es una escuela de oficio porque los chicos egresan con ganas de trabajar, de emprender”, destacó Pratto.