Dólar, plazo fijo y tarifas: Las futuras definiciones

El ministro de Economía, Martín Guzmán, estuvo en Rusia a días de haber alcanzado un entendimiento con el Fondo Monetario Internacional para reestructurar el acuerdo por u$S45.500 millones. Allí se reunió con su par ruso, Anton Siluanov, en la sede del Ministerio de Economía.Y luego mantuvo varios encuentros con empresarios privados en el salón Checov del Hotel Metropol.

El titular del Palacio de Hacienda brindó una entrevista con La Nación y Télam en la cuál dio detalles del entendimiento alcanzado con el organismo multilateral de crédito que abarcan desde subsidio energético, reducción del déficit fiscal, gasto público, inflación, etc. También hubo tiempo para las definiciones políticas en torno a las diferencias de Máximo Kirchner dentro del Frente de Todos.

Las 10 definiciones de Guzmán

“Las decisiones de los líderes del Frente de Todos son decisiones de los líderes del Frente de Todos. A mí lo que me toca es gestionar la política económica”

“Lo que ocurrió es que se terminó eligiendo entre la alternativa de un acuerdo sobre pilares que son razonables, en un contexto en el cual nadie en nuestra fuerza política puede estar alegre con tener al Fondo Monetario Internacional en la Argentina, pero es una realidad”

“El Fondo hizo una asignación de 650.000 millones de dólares de DEG y de esa asignación hay países que los van a estar reciclando y ya se anunció que se va a crear una nueva línea de crédito, en el contexto del multilateralismo, para permitir canalizar parte de esos DEG hacia una nueva facilidad. Y esa facilidad que convierta en la línea de capital préstamos nuevos para afrontar las necesidades que se enfrentan en este pedazo de siglo XXI”

“En 2018 y 2019, se desembolsaron 44.500 millones de dólares del crédito del programa stand by. La gran concentración de vencimientos de esa deuda, se da entre 2022 y 2023: 19.000 millones de dólares en 2022 y 20.000 millones de dólares de capital e intereses en 2023. Argentina directamente no tiene esos dólares para pagar”.

“Cuando hay menos dólares, hay menos actividad económica, hay menos empleo y hay más inflación. Si no se hubiese avanzado en la línea de un acuerdo, el país hubiese entrado en una situación de impago, también habría habido menos dólares que los que hay en el caso de un acuerdo con las bases a las que se alcanzaban. Porque habría menos financiamiento por parte de los bancos multilaterales de desarrollo que hoy nos prestan y también, menos financiamiento por parte de los acreedores bilaterales. Además, posiblemente habría salida de dólares de la Argentina”

“El Fondo tenía como esquema factible para avanzar en un programa un sendero fiscal que, desde nuestro punto de vista, hubiese desestabilizado a la recuperación económica, que incluía una política contractiva del gasto real. (…) En ese período, entre el día 7 de enero y el día 27 o 28 de enero porque eran pasadas las 12 de la noche, hubo una serie de movimientos, en, sobre todo, los parámetros fiscales”.

“Lo que se busca es reducir el déficit fiscal sin una contracción del gasto real. Por el contrario, el gasto tiene una moderada expansión. Esto ya ocurrió en el 2021, año en el cual se experimentó una muy fuerte reducción del déficit fiscal primario de 3,5 puntos del producto, al mismo tiempo que el Estado tuvo un rol expansivo y contra cíclico que apuntaló a la recuperación económica y que conllevó una expansión del gasto real”.

“Lo que se busca es avanzar en una reducción del monto de subsidios en relación al producto, apuntando a un objetivo de 1,7 del producto para la parte de subsidios energéticos para el año 2022. Y se lo busca hacer conjugando la actualización ya publicada con la segmentación de los subsidios, que es justamente una forma de subsidiar a los usuarios que están en una situación de mayor vulnerabilidad”.

“Nosotros tenemos cuatro componentes para atacar el fenómeno inflacionario: el primero apunta a mejorar la oferta de productos transables de nuestra economía, es decir, mejorar la capacidad productiva en los sectores que pueden generar divisas (…). En segundo lugar, mejorar el perfil de financiamiento de la política pública, dependiendo menos de la emisión monetaria. Por eso es importante ir fortaleciendo al mercado de capitales doméstico”.

“En tercer lugar, una política monetaria que premie con rendimientos reales positivos a los activos denominados en pesos, para fortalecer la demanda de esos activos y que esos pesos tengan menos chances de ir a demanda por divisas. Y de esa manera también fortalecer a la estrategia cambiaria. Y en cuarto lugar, el rol que el Estado juega para contribuir a un anclaje de expectativas y facilitar la coordinación entre los distintos sectores de la economía que toman decisiones de precios”.

Fuente: Ámbito.com.

DEJÁ TU COMENTARIO: Los comentarios publicados son exclusiva responsabilidad legal de sus autores.

EntreRíosYA

Agenda de partidos con los torneos más relevantes