Alrededor de 50 flamencos se asentaron en la Laguna Grande del lado oeste de Paraná.

“Estas aves, que tiene viajes de largas distancias, han encontrado aquí un lugar de refugio para preservarse de los vientos”, expresó Luis Alberto “Cosita” Romero, cuidado de la Casa Común.

“Las aves, estuvieron diez días acá y fue una gran alegría. En la Laguna Grande, del oeste de la ciudad, se asentaron alrededor de 50 flamencos. Fue muy difícil acercarse, ya que se suelen ubicar en el medio de la laguna”, contó.

Y agregó que “son animales de habitad llano, donde hay lagunas muy playa y ellos se pueden alimentar. Tienen una característica particular, que si están sobre Los Andes son más colorados. Los que se ubicaron en Paraná son de color rosado”.

Quema de pastizales
Al respecto, el cuidador de la Casa Común, dijo que “se está cometiendo un delito con respecto a la fauna, ya que también tiene derecho a vivir en un ambiente sano y eso no está sucediendo”.

“Lo extraño es que estas quemas comenzaron muy temprano, porque esto suele suceder en septiembre. Están previendo que el verano puede ser seco”, explicó.

“Les hago un llamado a los productores y a las autoridades, que esto es un patrimonio natural y cultura el rio Paraná y corre el riesgo de desaparecer”, finalizó.

Fuente y foto: Elonce y Agenda Abierta

Canal EntreRíosYA

COMENTA ESTA NOTA: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad legal, civil y penal de sus autores. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.