Un hombre de 36 años fue internado y está en muy grave estado en el Sanatorio Allende de Córdoba, tras haber comido hongos silvestres que él mismo juntó del suelo en Santa Rosa de Calamuchita, donde estaba de vacaciones.

El paciente, que vive de Río Cuarto, fue identificado como Iván Tarasconi. Comió una especie Amanita Phalloides, hongo que le “produjo una insuficiencia hepática fulminante”, aseguró el doctor Mario Sorbera del Sanatorio.

El consumo de Amanita Phalloides provoca una mortalidad “del 95% de los casos, de acuerdo a lo que dice la biografía. Es uno de los hongos más venenosos que existen”, según explicó el médico.

Si bien genera un daño generalizado en el cuerpo, las toxinas de este hongo atacan de manera particular al hígado y eso causa la muerte.

El Amanita Phalloides es un hongo que solamente crece junto a los pinos y robles, ya que sus raíces se asocian, por eso es común hallarlo en varios sectores de las sierras de Córdoba. El daño en el cuerpo depende de la cantidad de hongo consumida. Por lo general suelen ser consecuencias leves pero en este caso al parecer el hombre consumió una cantidad considerable, lo que explica su complicado cuadro de salud.

Canal EntreRíosYA

COMENTA ESTA NOTA: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad legal, civil y penal de sus autores. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.