Trabajadores de ArreBeef continúan peleando contra el cierre del frigorífico

    Mar 7, 2021

    La pelea de los trabajadores y trabajadoras de Arrebeef tiene en vilo a la localidad de Pérez Millán en provincia de Buenos Aires.

    Allí viven 5 mil personas y el frigorífico tiene un plantel de mil empleados.

     

    Si la empresa cierra, como amenazó su dueño, se convierte en un pueblo muerto.

     

    Este pasado miércoles hubo una gran movilización contra los dichos del empresario Hugo Borrel y se demostró que los vecinos están del lado de las y los trabajadores.

     

     

    Muchos cuentan que la bronca crece de años de prepotencia patronal, precarización laboral, bajos salarios, pero esta vez la decisión de las y los trabajadores de tomar en sus manos la pelea por las recomposición salarial y en defensa de sus representantes gremiales, despertó la solidaridad del pueblo y son las mujeres, muchas de ellas madres, hermanas, hijas de los trabajadores que no dudaron un segundo en poner en pie una olla popular para que no los quiebren por hambre.


    Las obreras de la carne

    Ellas trabajan a la par de los varones, pero no hay igualdad al interior del frigorífico: “Las mujeres tienen que bancarse que venga un superior a faltarle el respeto y si ellas dicen que no, tienen que aguantar que las insulten y las denigren, han despedido mujeres por decir que no.” Un porcentaje de obreras entraron a los 15 años y hoy teniendo 40 ya se encuentra la mayoría lesionada, por ejemplo, en el manguito rotador que eso pasa cuando el hombro “se te sale” y pierde fuerza. Si están rotas por tantos años de trabajo las mandan a la cantina “porque ya no les sirven”, ese es el desprecio de la patronal de Arrebeef que despierta tanto odio.

    Fuente: La Izquierda Diario