Situación terminal de Garbarino en Paraná: Analizan el embargo de mercadería

PorEntreRíosYA

Oct 24, 2021

Trabajadores de la casa de venta de electrométricos Garbarino de Paraná, atraviesan una compleja situación laboral desde hace meses. Según manifestó el secretario general del Sindicato de Empleados de Comercio de Paraná, Daniel Ruberto, la situación “es terminal” y analizan el embargo de la mercadería “pero la decisión final es de un juez”.

 

 

La firma atraviesa una crisis que mantiene a sus 3.800 empleados en vilo en todo el país, en medio de un conflicto por demoras en el pago de salarios desde hace tres meses y faltantes de stock por deudas con proveedores.

 

Daniel Ruberto, brindó detalles acerca de la acuciante situación laboral que atraviesan los trabajadores de la sucursal de Garbarino en la capital entrerriana. “Desde abril se les adeudan salarios y no se realizan los aportes a la obra social, además del pago del medio aguinaldo”.

 

Los 13 empleados que aún continúan atendiendo en el local de la peatonal San Martín, esperan que la situación se revierta, aunque la empresa no ha dado respuestas a los reclamos. “La encargada de la sucursal fue aguantando y mandando telegramas, y entre el jueves y el viernes se dio por despedida definitivamente”, informó.

Ruberto explicó que el resto del plantel de trabajadores “está con telegramas de intimación al pago, que es lo que corresponde en Paraná, concurriendo al trabajo”. En la mayoría su situación es límite: están buscando algún trabajo, mientras que cuatro de ellos ya consiguieron una nueva fuente laboral.

 

Sin embargo, hay una alternativa para aliviar la situación. El Sindicato de Empleados de Comercio tiene conocimiento de que en el local hay disponibilidad de mercadería (electrodomésticos y de la línea blanca), aunque se encuentran en consignación.

Ruberto explicó que si un cliente pretende comprar algún producto en efectivo no se lo va a poder llevar. En cambio, si la transacción se realiza con tarjeta de débito no habría inconveniente. “La mercadería está en consignación porque todavía es una boca de venta, en el sentido de que la gente concurre al local, paga créditos. La situación es terminal”, advirtió.

 

Al respecto, señaló que “se está explorando la posibilidad de embargo de algún tipo de mercadería. Esto lo debe decidir un juez; para nosotros sería importante si un juez, hecha la presentación por un trabajador afectado, nos da la incautación de algún tipo de mercadería. Eso sería importante porque nos permitiría el resguardo de algún crédito laboral. Se podría quedar como depositario judicial. Lo estamos planteando ante la Justicia”.

 

Fuente: Diario Uno