• Dom. May 9th, 2021

Punta del Este: piedrazos, botellas a la Policía y balas de goma

PorEntreRíosYA

Ene 18, 2021

Punta del Este sufre por la ausencia notoria de argentinos ante el cierre de fronteras dispuesto por el gobierno de Luis Lacalle Pou, pero los turistas locales se las arreglan para disfrutar del verano y de la costa uruguaya más allá de la pandemia. Sin embargo, por las noches las aglomeraciones de jóvenes en la rambla, sin distanciamiento social ni barbijos, están causando cada vez más problemas ante la preocupación oficial por la creciente alza de casos de coronavirus, lo que obligó al gobierno a entrar en “zona roja” el viernes pasado.

Este fin de semana las cosas pasaron de claro a oscuro. La municipalidad de Maldonado informó de serios incidentes en la rambla que terminaron con el lanzamiento de objetos contundentes a la policía cuando los agentes intentaron dispersar una de las 39 “aglomeraciones” detectadas por las fuerzas de seguridad durante el sábado por la noche. La policía debió disparar balas de goma para dispersar a decenas de jóvenes que se habían reunido allí sin respetar ninguna medida de prevención.

 

 

Disturbios

El reporte oficial informó que el sábado “se constataron 39 aglomeraciones a lo largo de la rambla, una con disturbios en donde hubo que intervenir con presencia de la policía al no respetar las recomendaciones de distanciamiento y uso de tapabocas a la que se exhortaba por parte de CECOED”, el Centro Coordinador de Emergencias Departamentales.

“La respuesta fue la agresión a los móviles que concurrieron al lugar con botellazos, insultos y piedras por lo que se debieron realizar disparos con munición no letal para recuperar el orden”, sostuvo la intendencia.

La represión policial produjo el desbande de los jóvenes reunidos en la rambla, un paseo costero de cinco kilómetros que bordea el Río de la Plata y el Océano Atlántico.

“La concentración de personas -prosiguió el reporte de la intendencia- había sido advertida desde el Centro de Videovigilancia con sus 1200 cámaras apostadas en todo el departamento”.

En los disturbios “se detuvo una persona alcoholizada que no quiso acatar las medidas” de prevención dispuestas por las autoridades.

Según el diario El Observador, “los encargados del operativo (Policía, Bomberos, Prefectura y Gestión Ambiental) identificaron una fiesta clandestina en la playa Posta del Cangreso (La Barra), en la que participaron 200 personas”.

 

 

Medidas oficiales

El municipio informó que “en total, durante la noche de este sábado, solamente a lo largo de Playa Mansa se intervino 39 veces en las que se logró dispersar rápidamente las aglomeraciones”.

“Para evitar” este tipo de reuniones espontáneas, “desde la Dirección de Gestión Ambiental de la Intendencia se resolvió precintar la Glorieta, uno de los mayores símbolos de la ciudad y lugar casi obligado de encuentro de la juventud, así como del muelle La Pastora, en Playa Mansa.

COMENTA ESTA NOTA: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad legal, civil y penal de sus autores. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.