Pasa el tiempo y se teme el peor final: se secuestró un arma de fuego, una faca y una alpargata quemada

Mar 10, 2020

Avanza la investigación por la búsqueda de Ramón Ernesto Grandoli, el niño de 13 años que permanecen desaparecido en la localidad de Hernandarias.

La denuncia por la desaparición de Ramón Ernesto Grandoli fue realizada por su padre.

En la causa interviene la fiscal de Menores, Sandra Terreno.

Este lunes ordenó una serie de allanamientos que permitió obtener nuevas pruebas en torno a la búsqueda.

Fueron dos allanamientos en la zona urbana, donde se secuestraron efectos de interés para la causa, y un tercer procedimiento en la vivienda de los familiares que lo vieron por última vez.

Ahí se secuestró un vehículo, una moto y demás elementos, confirmó el jefe de la comisaría de Hernandarias, José Luis Luna.

Los elementos serán sometidos a pericias por parte de personal de Criminalística.

Los elementos encontrados en el escusado de la vivienda allanada, fueron un arma de fuego, una faca y una alpargata quemada.

Será este último indicio el que permitirá cotejar si se trata del mismo número que calzaba Ramón Ernesto Grandoli.

Dos detenidos

El comisario confirmó que dos sujetos, hermanos entre sí, quedaron detenidos por su presunta vinculación con la causa.

Se trataría de dos primos de Ramón, de entre 25 y 30 años.

Lo más fuerte que tenemos será focalizarnos en ese baño precario ubicado a 15 metros de la vivienda donde viven las personas que fueron detenidas, para ver qué otros efectos podemos llegar a encontrar, aclaró.

Las tareas de búsqueda continuarán este martes, cuando con la luz del día y las herramientas necesarias, los efectivos concentren las tareas en torno a ese precario baño.

Se recordará que, según contaron vecinos en una entrevista, «la última vez que lo vieron fue el pasado viernes 28 de febrero por la tarde, cuando estaba con un pariente».

Fuente: Elonce