"Música en vivo ahora"

Pasaron poco más de cinco meses desde que Theresia Pinter, una mujer de 78 años domiciliada en Villa Giardino, Córdoba, salió del Hotel Residencial Casal, ubicado en calle Urquiza 825 de La Paz -donde comúnmente se hospedaba, ya que le gustaba la ciudad y su posición económica le permitía pasar meses allí-.

Registró salida el 16 de diciembre de 2019 con destino a Paraná donde, se sabía, iría al Banco Macro a retirar dinero para luego volver, pero nunca regresó.

El 27 de diciembre, el dueño del alojamiento creyó oportuno dar aviso a las autoridades y así lo hizo.

Más allá de que la mujer no había vuelto como había dicho, también resultaba llamativo que hubiera dejado casi todas sus pertenencias, incluida una suma cercana a los 15 mil dólares.

La denuncia recayó en la Fiscalía de Oscar Sobko y que recién este viernes, recaló vía exhorto en la capital provincial.

Una vez que el expediente estuvo en Paraná, el fiscal Francisco Ramírez Montrull y la Policía de Entre Ríos pidieron la inmediata difusión de la imagen de la mujer.

También se realizaron múltiples medidas para intentar establecer qué fue de ella.

Esas imágenes privadas fueron aportadas por la entidad bancaria a la Policía y Fiscalía paceña en los últimos días.

Desde Investigaciones de La Paz, a cargo de Gerardo Schumacher, llegaron la individualización del taxista.

El dato fehaciente de la presencia de Theresia en la sucursal de calle Monte Caseros el mediodía del 16 de diciembre, donde cerró su cuenta y retiró casi 12 mil dólares y otra suma no especificada de pesos argentinos, motivó a Sobko a localizar la desaparición y búsqueda en la capital, por lo que envió todo allí para que continuaran la investigación.

EL TAXISTA

-Todos los focos están puestos ahora en el hombre de 53 años que manejaba el taxi.

-Las “actitudes sospechosas al acompañarla al banco”.

-Estas quedaron filmadas pero todavía no pueden ser difundidas para no entorpecer el desarrollo de la investigación.

El conductor cuenta con al menos un antecedente de violencia denunciado por una familiar, concretamente su nieta, informaron fuentes policiales a este medio.

La sospecha de los investigadores llegó a tal punto, que se decidió secuestrar el taxi -que no es propiedad del hombre-, al igual que realizar tres allanamientos, dos el viernes y uno el sábado.

Esto fue para levantar muestras y “pasar” los perros detectores de rastros cadavéricos a fin de dar con algún indicio o prueba de lo sucedido, hasta ahora sin resultados concretos.

 

LA MUJER QUE NINGÚN FAMILIAR RECLAMA: “LE GUSTABA ESTAR EN LA PAZ”

Otra de las claves por las cuales se puede haber demorado tanto en difundir la búsqueda de Theresia Pinter de manera pública es que no existe presión de su familia, que ningún pariente la reclama.

Se presume que puede tener un hijo viviendo en el exterior, indicaron desde la Policía.

Ella no tiene familiares que nosotros conozcamos, al menos en el país, es una mujer instruida, que habla varios idiomas, de buena situación económica que ha viajado por todo el mundo. Le gustaba estar en La Paz; iba al hotel y se quedaba meses ahí, dijo el director de Investigaciones Jurajuría a La Sexta.

De hecho, tras haber viajado desde La Paz, fue Paraná la última ciudad a la que la mujer arribó, cinco meses atrás, cuando retiró un gran suma de dinero en compañía de un taxista. Luego, “no registró salidas en colectivo”, confirmaron los investigadores.

Fuente: La Sexta

 Paraná desde la altura 

COMENTA ESTA NOTA: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad legal, civil y penal de sus autores. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.