Habrá un bono estímulo para los trabajadores de la salud

PorEntreRíosYA

Abr 21, 2020

El Gobierno estableció las pautas para la gestión y el cobro del bono extra de cinco mil pesos.

Esta dispuesto previamente para todo el personal de la salud que lucha día a día contra la pandemia del coronavirus.

A través de una resolución, el Ministerio de Trabajo y el Ministerio de Salud estipularon que el pago de la «asignación estímulo» estará a cargo de la cartera de salud, a través de la Anses, pero estará determinada por la AFIP.

Allí se señala que el bono podrá ser requerido por trabajadores de la salud, profesionales y técnicos, auxiliares, ayudantes y a toda persona expuesta y abocada a controlar la Pandemia provocada por el COVID-19.

Además, se incluyen los trabajadores que desarrollan actividades en establecimientos de salud con internación, ya sea con financiamiento público o privado.

También se incluyen aquellos trabajadores de la seguridad social, de los sistemas de atención de emergencia extra-hospitalaria; los de laboratorios de análisis clínicos y los establecimientos y/o residencias de la tercera edad.

Los pasos a seguir

La resolución consta de 12 artículos en el que se detalla el procedimiento a seguir. Primero, el representante legal de cada establecimiento de salud, y apoderado ante la AFIP, deberá presentar «la nómina de los trabajadores y las trabajadoras del establecimiento, expuestos/as y/o afectados/as a COVID-19».

Se deberá especificar también el CUIL, la suma que le corresponda percibir y el número de CBU del trabajador/a.

Además, cada establecimiento de salud deberá actualizar la nómina de sus trabajadores y trabajadoras en el Registro Federal de Establecimientos REFES).

Luego, en los artículos 6 y 7 se informa quiénes se ocuparán de abonar el bono y controlar que los datos sean correctos.

Se aclara que el Ministerio de Salud gestionará los pagos a los beneficiarios y las beneficiarias de la asignación estímulo, «a través de la ANSES».

Sin embargo, la resolución también puntualiza que la AFIP verificará los datos y tanto las UDAI como la SIGEN controlarán el proceso.