"Música en vivo ahora"

Debido a la pandemia, el Gobierno estableció una cuarentena obligatoria desde el pasado 20 de marzo. Hasta el momento, la mayoría de los locales comerciales están cerrados. Por este motivo, el rubro de indumentaria fue muy golpeado. Muchas marcas realizan sus ventas online desde las páginas web y promocionan sus productos a través de las redes sociales.

Cande Tinelli lleva adelante desde hace unos años la marca Madness Clothing con su socia, Tatiana Saal. Y como ocurre en muchas pymes, la venta de la ropa se vio muy afectada por el aislamiento obligatorio. La situación se complicó todavía más cuando las jóvenes empresarias tuvieron un problema con su cuenta oficial de Instagram y por dos semanas no pudieron acceder a ella.

Finalmente, lograron recuperarla y comenzaron una fuerte campaña en la red social para aumentar las ventas. Además de ofrecer rebajas en los productos, organizaron un concurso entre sus seguidoras: sortean un consolador. Con esta estrategia, la hija de Marcelo Tinelli aprovecha para publicitar su marca y promover la autosatisfacción, a tono con los consejos que han dado los sanitaristas en esta cuarentena.

“¡Volvimos con toda bebé! volvió el Instagram de Madness Cloting, lo teníamos hackeado, bloqueado hace dos semanas y estabas desesperadas”, anunció Lelé en un video que publicó en sus historias de Instagram. “Entren a chusmear, disculpen a todos los que no les pudimos responder porque no teníamos acceso a hacerlo. Desde la página web estamos con bastante descuento”, agregó.

“Estamos excitadas con esto de que pudimos volver a tener la cuenta, hay muchas cosas para utilizar en casas como máscaras y dildos”, señaló la cantante en un contexto difícil para el rubro de indumentaria. También publicó una imagen del consolador de vidrio templado que sortean. En su página web venden a dos mil pesos este juguete sexual que puede utilizarse tanto con frío o calor.

En medio de la cuarentena, el Gobierno pidió específicamente evitar encuentros sexuales con personas con las que no se convive y recomendó apelar a las videollamadas, el sexo virtual y el sexting. También, señalaron que es importante lavarse las manos después de la masturbación y desinfectar teclados, pantallas y juguetes sexuales una vez concluido el acto.

En esa misma línea, la sexóloga Alexandra Rampolla también aconsejó no tener sexo mientras dure la cuarentena. “Creo que la muestra de amor en tiempos de pandemia y coronavirus, es asegurarme de no infectarte”, dijo en una entrevista con Teleshow. “La sexualidad igual se puede explorar, se puede compartir, se puede disfrutar sin contacto físico. Con la masturbación, con muchos juegos, con la tecnología, con el sexting para quien se anime”, agregó.

“Son situaciones que te obligan a fortalecer y flexionar ese músculo de la imaginación, de la verbalización, del contarle algo a alguien. La lectura erótica resulta súper poderosa por eso. El escuchar una voz que te está diciendo algo a ti directamente: ‘Ay, te haría esto o lo otro’, ‘Deja que te mire’, son cosas que alimentan el repertorio de fantasías y también la vinculación con otra persona”, finalizó la escritora.

Fuente: Teleshow

 Paraná desde la altura 

COMENTA ESTA NOTA: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad legal, civil y penal de sus autores. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.