Caso chaix. Ante los magistrados declaró el perito en Criminalística

19 de febrero de 2019- Continúa el juicio contra Emiliano Torrán, acusado de ser el responsable de la muerte de Emiliano Chaix, cuyo Fiat Palio embistió con la camioneta Renault Capture que conducía la madrugada del 14 de julio de 2018 en la esquina de Rocamora y Combatientes de Malvinas.

El primer testigo de ayer fue el licenciado Héctor Jacquet de Criminalística de la Policía de Entre Ríos.
Su testimonio fue muy importante pues explicó en forma técnica y concreta aspectos tales como la velocidad a la circulaban ambos vehículos y dilucidó en cierta forma la cuestión de si Torrán había frenado o intentado frenar antes del impacto.

Jacquet explicó que tras las pericias se concluyó que el Fiat Palio circulaba a 1,5 metros por segundo lo que se traduce en 36,18 kilómetros por hora, luego de la aceleración producida por el impacto de la camioneta, por lo cual debió circular antes del choque a unos 32 kilómetros por hora.
La camioneta de Torrán se conducía antes del impacto a 16,97 metros por segundo por lo que debió circular a unos 67, 19 kilómetros por horas y tras el impacto su velocidad se redujo a 61,9 kilómetros por hora.

Para el perito, Torrán frenó
En cuanto a si había huellas de frenado, manifestó que se encontró una huella que podría ser de frenado o de una maniobra pre impacto y que no podría asegurar ni lo uno ni lo otro. La Defensa por su parte pidió exhibir una foto de segundos previos al impacto donde se advertía accionada la luz de stop de la Renault Capture, lo que indicaría que Torrán habría intentado frenar y lo mismo se vería en el video correspondiente, aunque varios testigos en jornadas previas aseguraron que no vieron encenderse la señal de stop. A la luz de la evidencia exhibida, el perito consideró que Torrán habría accionado el freno. Coincidió también con lo declarado por otros testigos en el sentido de que el vehículo de Chaix fue impactado cuando ya había pasado la mitad de la calle.

Un dolor enorme
Declararon luego la licenciada Alicia Simón y los doctores Cabelluzi y Gándola, quienes se refirieron a la salud psíquica que presentaban Gloria Chaix y Daiana Arce, madre y pareja, respectivamente, de la víctima, luego del hecho. Los profesionales se refirieron a los padecimientos psíquicos de ambas mujeres ante la importante pérdida sufrida. Su estado de angustia, los padecimientos físicos como la falta de sueño y de apetito que esto les trajo aparejado. La licenciada Simón entrevistó a las dos mujeres y manifestó que ambos duelos son diferentes.
Sus palabras permitieron entrever que en el caso de la madre el duelo era más difícil justamente por tratarse de un hijo y un hijo que ocupaba un lugar muy importante en su vida desde el fallecimiento de su esposo.

En cuanto a la joven también presentaba una gran angustia, pues no solo perdió a su pareja, sino también su trabajo. De una vez se vio privada del compañero de su vida y de su fuente laboral. Tanto el doctor Cabelluzi como el licenciado Gándola refirieron la labor realizada en conjunto en la atención de la joven Arce, coincidiendo en el estado de angustia que presentaba durante el shock post traumático que cursaba. Hoy a partir de las 8 el Tribunal escuchará a nuevos testigos. Serán de la Defensa.

Fuente: La Calle

COMENTA ESTA NOTA: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad legal, civil y penal de sus autores. Enviar un comentario implica la aceptación del Reglamento.
WhatsApp ÚLTIMO MOMENTO EN TU CELULAR